Derrocar al tirano.

127516902_3828141090538098_7799879635122441841_n

“Si me matan, sacaré los brazos de la tumba y seré más fuerte”.

Sea este humilde homenaje a las hermanas Mirabal, quienes se enfrentaron al régimen del dictador Rafael Trujillo, dando su vida en la lucha contra la represión, y el saqueo de los territorios del Abya Yala.

Por Anahí Cao

Rafael Leónidas Trujillo Molina, asesino de mujeres. Rafael Leónidas Trujillo Molina: femicida

 La perseverancia de Las Mariposas.

Treinta y un años, República Dominicana soportó los abusos de Rafael Trujillo Molina, desde 1930 hasta 1961. Asesinado, el 30 de mayo de 1961.

“Si me matan, sacaré los brazos de la tumba y seré más fuerte”. Esta frase la escribe Minerva Mirabal  como parte de un Movimiento político, que luchaba contra el régimen patriarcal, capitalista, que pretendía imponer sus mandatos como  única forma de vida.

 Historia de un Movimiento de lucha.

En 1916, Republica Dominicana se encuentra bajo control territorial del imperio norteamericano. Su ocupación finalizará en 1924. Las elecciones llevarán al gobierno a Horacio Vázquez. Luego de cumplido el mandato, Rafael Trujillo, inicia su campaña política bajo un clima de terror, apoyándose para obtener la victoria en un grupo paramilitar llamado “la 42”.

 Este comandante de la guardia nacional, conservador, anticomunista y sanguinario, será el responsable, entre otras atrocidades, de la “Masacre de Perejil”, donde el ejército dominicano, bajo su mando, asesinará entre 15 mil y 20 mil haitianos, residentes en el territorio nacional.

Rafael Trujillo funda el Partido Dominicano, e impone este Partido como único. Su afiliación y obediencia será condición obligatoria, para obtener un trabajo en la isla, ejercer una profesión o conservar la vida.

En 1945, una protesta de obreros azucareros realiza una huelga que dura una semana. Las consecuencias fueron la eliminación de los sindicatos.

Trujillo se adueña, no sólo de la vida social y política sino también de las ganancias del país, sometiendo a la población a la explotación brutal. Asesina académicos e intelectuales, además de pretender apropiarse de la sexualidad de las jóvenes.

En 1959, la Revolución Cubana triunfa de la mano de Fidel Castro. Este acontecimiento modifica toda la situación del continente y República Dominicana no será la excepción.

Las condiciones internacionales también estaban cambiando: en E.E.U.U asume la presidencia J. Kennedy,  y la Iglesia Católica se abre a la “Opción por los Pobres”.

En agosto de 1960, Trujillo realiza un atentado al presidente venezolano, Rómulo Betancur. A raíz de este hecho, se declara el repudio internacional, rompiendo, una larga lista de países -incluido EEUU- relaciones diplomáticas y económicas con el régimen del dictador.

El 14 de junio, llega desde Cuba, una expedición armada, compuesta por dominicanos, cubanos y jóvenes de diversas nacionalidades, pero los servicios secretos estadounidenses asesoran a las tropas del tirano y la expedición es brutalmente reprimida.

Esta situación genera una protesta entre los y las jóvenes del país, donde surgirá clandestinamente, el Movimiento 14 de junio en memoria de los caídos. Este movimiento político propuesto por Minerva Mirabal y su esposo, en una reunión en casa de una de sus hermanas, revela el grado de conciencia y agotamiento del régimen, que se manifestaba  dentro y fuera del territorio.

Pocos días después de estas declaraciones, el Servicio de Inteligencia de Trujillo captura a los comprometidos en la causa. Minerva, su hermana María Teresa y sus esposos fueron secuestrados, y las mujeres violadas. Pero el Movimiento no se detuvo.

El 18 de mayo de 1960, Minerva y María Teresa fueron detenidas y juzgadas culpables de “atentar contra la seguridad de su país”, condenadas a 30 años de prisión, que se redujeron a 5 años.

En agosto de 1960, la Organización de Estados Americanos, condenó a la dictadura de Rafael Trujillo por el asesinato del Presente Rómulo Betancur, y una delegación fue enviada a la isla.

La dictadura de Rafael Trujillo asesinó a más de 50.000 personas, y para realizar esta masacre, utilizó las fuerzas armadas, a quienes remuneró generosamente, creando además, el servicio de inteligencia militar (SIM), la cárcel 9 y la cárcel del 40 que funcionaban como centros de tortura.

En la República Argentina, en Chile, en Uruguay, y en casi toda Abya Yala, los métodos de tortura y desaparición de personas fueron similares.

El 25 de noviembre de 1960, el cuerpo de Minerva Mirabal, aparece en el fondo de un barranco en el interior de un jeep, junto a sus hermanas Patria, María Teresa, y el conductor Rufino de la Cruz. Esta masacre conmovió al país. EEUU temía una revolución en la isla.  Trujillo debía ser asesinado y reemplazado por otro gobernante, ya que de ninguna manera se debía repetir la experiencia cubana.

Ciriaco de la Rosa, Alfonso Cruz Valerio, Néstor Antonio Pérez, Emilio Estrado Maleta. Ramón Emilio Rojas Lora, fueron los ejecutores del femicidio de las hermanas Mirabal, ejecutores además, del asesinato de Rufino de la Cruz.

No olvidamos, no nos reconciliamos; el dolor de nuestros hermanos y hermanas no nos permite olvidar.

Cada 25 de noviembre se conmemora el Día internacional de la eliminación de la violencia contra la mujer, establecido en 1981 en el Primer Encuentro Feminista Latinoamericano y del Caribe celebrado en Bogotá.

Escribo estas palabras porque el tirano está muerto; y para que no nazcan más tiranos. Escribo por  conciencia, porque la memoria nos obliga, porque los Pueblos del Abya Yala,  ya no tienen miedo. Para que nunca más se viole ni se torture ni se reprima. Para que Nunca Más sea, definitivamente, Nunca Más.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp